Laboral

Despido silencioso (Quiet Firing): Que debes observar para saber si lo estás sufriendo

El despido silencioso se lleva a cabo desde la empresa, buscando la renuncia voluntaria del trabajador, ahorrándose así todo lo que conlleva un despido. 
despido silencioso

Por una parte, tenemos la renuncia silenciosa y es la que sufren muchos trabajadores al tener poca motivación e interés en el trabajo, llegando a no importarle si lo despiden o no. Por otra parte, está su inversa, el despido silencioso, que se lleva a cabo desde la empresa, para que el empleado tenga cada vez menos motivación, buscando así, la renuncia voluntaria del trabajador. 

¿En qué consiste el despido silencioso?


Este llamado despido silencioso consiste en ir “echando” poco a poco a una persona de su trabajo, dando lugar, con una serie de acciones, que sea el propio trabajador quien renuncie finalmente a su puesto de trabajo. Esto además, se consigue con actos que no sean denunciables, como ignorar sus logros, no aumentar su salario o proporcionarle los mínimos recursos posibles para ejecutar su actividad, lo que dará lugar a sensaciones de abandono y rechazo.

Todo esto provocará en el trabajador la sensación de que no se cuenta con él, desmotivando su trabajo diariamente. Una práctica que se lleva a cabo en silencio desde la dirección (de ahí su denominación) y con la que se busca la renuncia voluntaria del empleado, sin tener que recurrir a su despido.

¿Cómo puedes saber si estás sufriendo un despido silencioso?


Como hemos visto, esta situación no es fácil de identificar, pero te mostramos una serie de situaciones en las que te van a orientar si estás sufriendo un despido silencioso:

  • Cuando te aumentan el volumen de trabajo, sin ninguna justificación, lo que contribuye a que te sientas mal y te cause estrés añadido, dando lugar a errores en tu actividad laboral, que pueden tener consecuencias negativas.
  • Que te asignen menos medios, para que tus objetivos laborales sean del todo inalcanzables.
  • Cambios frecuentes en tu puesto de trabajo, eliminándote de cualquier responsabilidad que pudieras tener en el equipo de trabajo.
  • No facilitándote el acceso a promocionar en el trabajo, e impidiéndote tu reciclaje y la movilidad dentro de la empresa. 
  • Que te congelen el salario, evidenciando un agravio comparativo con el resto de trabajadores o con los de tu mismo nivel. 
  • Que te cambien continuamente de las tareas a realizar, infravalorando tu capacidad. 

Comportamientos de este estilo, provocan una situación muy desagradable que, poco a poco, van a ir desembocando en una renuncia silenciosa.

¿Qué puedo hacer si estoy sufriendo un despido silencioso?


Si crees que te encuentras en esta situación, y que te están abocando a una renuncia silenciosa, debes de empezar a llevar un registro detallado de todo lo que ocurra en tu trabajo, para cuando sea necesario, puedas documentar todo lo que te está sucediendo y demostrar que se trata de un despido silencioso ante el departamento de Recursos Humanos, ante tus superiores o ante la justicia. 

También, podrías optar a combatir esta situación poniendo los hechos en conocimiento de la dirección de la empresa e intentar de forma conjunta reconducir la situación. A veces nada da resultado, y te quedará como única alternativa denunciar esta acción de despido silencioso ante la autoridad competente, para lo que te será de gran utilidad el registro que tengas de todos las acciones que se han cometido para dar lugar a esta situación.


¡Comparte la Noticia, seguro hay alguien que le pueda interesar!

Más Noticias Relacionadas

Más Noticias Relacionadas